14 de junio de 2016

Outlander S02E10: Graham McTavish & Andrew Gower, sobre Prestonpans.


[ESTE ARTICULO CONTIENE UNA DESCRIPCION DETALLADA DEL EP210 DE OUTLANDER, PRESTONPANS. SPOILERS]


Fuente/Source: Access Hollywood 


Jamie Fraser y sus hombres salieron victoriosos en la batalla de Prestonpans contra los británicos, pero pagaron un alto precio por ello. Perdieron varios hombres, que incluyen al querido Angus, y a un compañero soldado de apellido Kincaid, y llegando al final del episodio, el partidario jacobita Dougal MacKenzie fue obligado a abandonar el cuerpo principal del ejército luego de un estallido a destiempo en presencia de su querido príncipe Charles Edward Stuart (Carlos Eduardo Estuardo).

Pero antes de ser expulsado y nombrado como el nuevo capitán de los Dragones de las Highlands (sugerencia de Jamie al príncipe para salvar a su tío quién quedaba en una situación peligrosa), Dougal y el príncipe tuvieron un primer encuentro muy emotivo.

En el comienzo del episodio, Dougal cruza a caballo el pantano para determinar si el terreno sería capaz de soportar la carga de los Highlanders. Le dispararon a medida que se acercaba a los casacas rojas, y si bien se llevó un corte en la cabeza (y un agujero en su boina), logró regresar y comunicar la noticia que el terreno no era lo suficientemente sólido para soportar este tipo de ataque. A su regreso, se le dio una bienvenida de héroes y recibió un abrazo de su príncipe.

Graham McTavish, que interpreta a Dougal MacKenzie, conversó con Access Hollywood sobre el rodaje de esta escena con Andrew Gower, el príncipe Carlos Eduardo Estuardo.

"Una de las cosas que me encantó sobre cómo Andrew actuó esa parte, fue la manera en que creó físicamente al príncipe. El momento en que yo voy a caballo cruzando el pantano y llego hasta casi enfrente de los disparos del enemigo para chequear el terreno, y luego él regresa y me abraza, no fue particularmente ensayado. Simplemente me abrazó en ese momento, por lo que de mi obtienen una reacción fuerte y genuina mientras interpretaba a Dougal en ese punto. De alguna manera lo gratificaba (a Dougal) que su príncipe lo abrazara y le dijera lo fabuloso que es, pero a la vez está un poco incómodo de que este hombre lo esté abrazando," dice McTavish.

Mientras que el abrazo toma a Dougal por sorpresa y con la guardia baja, Andrew añadió que fue la reacción perfecta para este príncipe sensible.

"Como Carlos, algo consciente que hice desde el principio es que fuera increíblemente táctil. Por lo que eso salió del corazón," dijo Gower en una conversación telefónica.

Observar a Dougal en el campo de batalla testeando el alcance de las armas de los casacas rojas fue emocionante para el personaje de Andrew, quién luego hace un esfuerzo para poder participar del conflicto.

"Le gustan las batallas y realmente desea estar en la primera línea, y él mismo se ve como un guerrero, aunque creo que en ese sentido él no es capaz de percibir que no es así," dijo Andrew.

Mientras que la relación entre ambos hombres comenzó con el pie derecho, cuando Dougal regresa de la batalla que acaban de ganar y reprende a Jamie y todos los que se encuentran en el hospital de campaña por atender primero a los soldados británicos (sin caer en la cuenta que el príncipe estaba presente en la habitación), hace que todo se estropee de manera inmediata. El príncipe marcha de frente al guerrero highlander, toma su rostro con las manos, y lo reprende, un gesto que no fue ensayado (como el abrazo en la escena del pantano) pero que añade mucha intensidad al momento.

"El simplemente me tomó y me pellizcó la cara para poder agarrarla, y para alguien como Dougal, eso fue todo lo que él era capaz de hacer para no reaccionar de manera física. Pero me hizo saber a mí que él (Dougal) tenía que controlarse," explica Graham. "Y es algo que no es natural en Dougal -ser capaz de controlar sus emociones en una situación como esa, sobre todo por cómo se siente en ese momento en particular- la euforia, la sed de sangre, el hecho de que él acaba de dejar el campo de batalla en el que ha matado a cada soldado británico que se cruzó en su camino. Y luego, que algo de esta índole le ocurra, sí, Andrew tomó decisiones increíbles respecto a su actuación en ese momento."

Fue una escena muy intensa, pero la lograron relativamente rápido, comenta Andrew Gower.

A pesar de que fue una gran escena para interpretar por parte de los actores, la reprimenda del príncipe fue aplastante para el personaje de Dougal.

"El momento más duro para Dougal, creo, en esta temporada, o incluso en ambas temporadas, es cuando debe soportar la ira del príncipe. Quiero decir, es como si el mundo se derrumbara bajo sus pies en ese momento y ser rescatado por Jamie de esa manera, tiene que haber sido muy doloroso. Y creo que es la distracción por la muerte de Angus que lo saca de eso, para ser honestos, porque él tiene algo más importante en qué pensar. Pero es un momento muy, muy bajo para Dougal," agrega Graham MacTavish. 

La escena de la batalla en el episodio del pasado sábado, Prestonpans, fue rodada en una carpa del tamaño de un campo de fútbol americano, y allí vimos regresar a un personaje de la primera temporada, al teniente Jeremy Foster, interpretado por Tom Brittney.

Dougal se encuentra con el teniente Foster una vez finalizada la batalla, y a pesar de que el casaca roja pide ayuda para ser trasladado al hospital de campaña, cuando Foster dice al jefe de guerra del Clan MacKenzie que los highlanders no ganarían la guerra, Dougal lo mata.

"No creo que al principio Dougal haya tenido intención de matarlo. Creo que él estaba absolutamente dispuesto a perdonarle la vida. No lo va a ayudar, pero tampoco lo va a matar. Pero luego el teniente comente el error de enojar a Dougal cuando dice 'Todos ustedes serán derrotados al final. No pueden ganar.' Y la reacción de Dougal a eso sólo puede ser una, y es exactamente lo que hace," añade McTavish.

Graham comenta que los gestos de dolor del teniente Foster luego que Dougal lo apuñalara en el vientre también influyeron en cuanto a lo que hace el jefe de guerra MacKenzie.

El teniente Foster, comprensiblemente, estaba haciendo un poco de ruido mientras yo lo destripaba, y de golpe sentí que eso sería algo que molestara a Dougal, que este hombre tuviera que hacer tanto ruido al morir, y es por eso que puse mi mano sobre su boca y le pedí que se callara, que ya casi llegaba la muerte. 'Estás haciendo el ridículo. Estás haciéndote ver como un ridículo. Te estás muriendo, pero no te hagas quedar en ridículo haciendo estos ruidos y cuestiones al respecto.' Creo que Dougal respeta a la gente que sabe morir, y pienso que sintió que el teniente Foster no era uno de ellos. Fue una escena divertida," finaliza McTavish.






 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada